Audiolibros

Audiolibros en la mar

Audiolibros gratuitos en la Web

Audiomol: crónica de una mala experiencia de compra

Desde la experiencia: ¿cuándo es bueno un audiolibro?

El audiolibro: la recuperación de la lectura en alta voz

Librerías en línea de audiolibros

¿Por qué escuchar audiolibros?

¿Qué es un audiolibro?

2 Respuestas a “Audiolibros

  1. maria teresa cristancho

    Hola feliciades por el excelente blog…. soy de colombia y necesito asesoria en la elaboracion de audiolibros…me puedes colaborar. abrazo fraternal

    • Jacqueline Murillo

      Muchas gracias María Teresa y bienvenida al blog. Lamentablemente no tengo experiencia en la producción de audiolibros, así que mi ayuda es bastante limitada. En lo que sí tengo experiencia es en calidad de consumidora de audiolibros. En mi opinión, lo esencial es tomar en cuenta el público al que se dirigen, el tipo de material que se está realizando y un profundo respeto por el texto leído. Y siempre hay que tomar en cuenta un fuerte factor subjetivo en la valoración de las lecturas. Por ejemplo, recientemente he escuchado las tres novelas de la trilogía Inkheart, en inglés. Para mí, el mejor de los intérpretes del texto fue Brendan Fraser, con una capacidad increíble no solo para hacer voces y entonaciones, sino también para transmitir las emociones de los personajes. Pero si lees los comentarios en Audible, verás que algunas personas consideraban que su lectura era tediosa y exagerada. En el caso de audiolibros en español, las diferencias de acento y entonación son muy marcadas de una zona geográfica a otra. Por lo tanto, mi recomendación inicial sería utilizar, siempre que sea posible, lectores locales (del mismo país que el público meta) y, cuando se pretenda una distribución internacional, procurar una excelente dicción y reducir un poco la marca de acento, para que la lectura no resulte chocante en otras latitudes. Otro aspecto clave es tener en cuenta la diferencia de productos: un audiolibro no es lo mismo que una dramatización, porque esta última caería más bien en la categoría de radioteatro. El radioteatro, en el caso de los audiolibros, a veces puede ser un distractor, aunque no faltan ejemplos de audiolibros excelentes con algunas técnicas del radioteatro. Como ya he mencionado por ahí en los artículos, el timbre de voz, la entonación y la caracterización de los personajes son muy delicados en un audiolibro. Uno, como “lector”, los acepta o los rechaza, casi nunca a medias tintas. Y alcanzar ese delicado equilibrio no es labor de una sola persona: siempre hay un buen director detrás de los mejores lectores. Un gran saludo y espero que estas opiniones dispersas te sean de utilidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s